English Español Français Deutsch Italiano Český Polski Русский Română Українська Português Eesti 中文

Conocimiento contemporáneo sobre Dios, sobre la evolución y el significado de la vida humana.
Metodología del desarrollo espiritual.

 
Homo Erectus y Homo Sapiens
 

Ensayos sobre el Principio/Homo Erectus y Homo Sapiens


Homo Erectus y Homo Sapiens

Dios ha planeado el mundo «manifestado» de tal manera que algunos animales son predadores y otros son sus víctimas potenciales.

Cazando a sus víctimas, los predadores mejoran sus cualidades en el aspecto evolutivo, entre las cuales, en primer lugar, está el intelecto. Permítanos recordar, por ejemplo, la cacería grupal de manadas de lobos, ballenas asesinas y algunos otros mamíferos.

Las víctimas potenciales de los predadores también se mejoran a sí mismos, participando en resguardar sus cuerpos y los cuerpos de sus cachorros y amigos.

Al igual, muchas personas modernas eligen por sí mismos el papel de predadores —o involuntariamente se convierten en víctimas—.

Eso —cómo Dios planea nuestros destinos— está determinado, primero que todo, por cómo nosotros mismos vemos nuestro sentido de la vida y hacia dónde dirigimos nuestra atención en la vida. Por ejemplo, muchos ven el significado de sus vidas en la búsqueda de riquezas terrenales y una «posición social», o en la búsqueda de satisfacer su codicia, agresividad, sexualidad. En otros, por el contrario, domina la aburrida pasividad…

… Pero las personas, que están suficientemente desarrolladas en el sentido evolutivo, cambian su atención desde la esfera de interacción con otras personas sobre el principio de «predador-presa», a Dios en el Aspecto del Creador. Y después de eso, adquieren la plenitud de la Protección de los Espíritus Santos y activamente crecen —como almas— bajo la Guía de Dios, obteniendo cualidades Divinas. En mi opinión, únicamente estas personas merecen el título de Homo sapiens —personas quienes son a saber razonables—. Y el resto, hasta aquí —sólo homos erectus— gente erguida.

… El sentido de la vida de ambos, todos los diversos seres y de específicamente cada uno de nosotros —consiste en el desarrollo evolutivo— esto es, al final, después de muchas encarnaciones exitosas en cuerpos materiales, habiendo alcanzado la Perfección, fluir hacia el Creador, enriqueciéndole a Él con nosotros mismos.

Es por esta razón que Dios nos ha colocado a cada uno de nosotros en el mundo de la materia, habiéndonos encarnado en cuerpos humanos.

Del desarrollo de cada alma humana pueden ser distinguidas dos etapas principales: a) inconsciente, esto es, similar al de las creaturas al nivel de desarrollo animal, y b) consciente, esto es, cuando Dios se ha convertido ya en el Objeto Principal en la cosmovisión, la Meta Principal de la comprensión personal y el Principal Maestro Personal. (También es posible tener en cuenta la etapa intermedia, transicional. Estas son personas con inteligencia desarrollada, pero que aún no han adquirido el verdadero conocimiento religioso, siguiendo en sus vidas el ateísmo o el primitivismo religioso).

<<< >>>



 
Página principalLibrosArtículosPelículasFotografíasSalvapantallasNuestros sitiosEnlacesQuiénes somosContacto